¡TENCA, PATATERA Y TORTA DEL CASAR, IRRESISTIBLES AL PALADAR!

Tajo Salor Almonte, patria de la afamada Torta del Casar con Denominación de Origen Protegida; un queso cremoso elaborado con leche cruda de oveja con cuajo vegetal, conocido internacionalmente y que identifica claramente a este territorio,  en el que se integra la singularidad de un producto realizado mediante técnicas artesanales, y la modernidad de su degustación en diferentes platos y expresiones gastronómicas.
Los grandes maestros de la cocina fusionan su  sabor único e inigualable con otros alimentos, obteniendo así platos tentadores e irresistibles a los paladares más exquisitos.
Muchas son ya las queserías que elaboran Torta del Casar, las que muestran su proceso de elaboración a visitantes y lugareños perteneciendo en su mayoría al Club de producto de la Ruta del Queso de Extremadura, en la que se incluyen otro tipo de empresas como alojamientos, restaurantes…

Pero sin lugar a dudas, uno de los manjares estrella de esta comarca es la tenca, un pez que se cría en innumerables charcas de la zona y que ya deleitó a personajes como Carlos V en su retiro a Yuste. En honor a ella, se celebra cada último sábado de agosto,  en un municipio diferente del territorio, la Fiesta de la Tenca, declarada Fiesta de Interés Turístico Gastronómico de Extremadura.

La inclusión de la cocina conventual por parte de la Orden de Alcántara y la y la  cocina cinegética está presente en sus fogones con platos tan afamados como el bacalao monacal, la perdiz al modo de Alcántara, además del lomo o embutidos de venado, o el arroz con liebre. Y no podemos dejar atrás la cocina transfronteriza, mezcla de olores y sabores con los que se ha conseguido que varias empresas turísticas de Tajo Salor Almonte formen parte del Club de producto Tajo Internacional Destino Gastronómico.

No podemos abandonar esta comarca sin probar los diferentes guisos de su cocina pastoril,  las famosas mormenteras de Alcántara de origen árabe, las singulares coles con buche, las exquisitas morcillas venteras y arroyanas, la inconfundible patatera que ha sido reconocida con una fiesta declarada de interés turístico regional, además de otro tipo de embutidos que te dejarán un buen sabor de boca.

Lo más afamado en su repostería es la utilización de la miel, la almendra y los piñones en sus dulces más tradicionales, piñonate, cagajones y  tartas de almendras, roscas de alfajor, perrunillas, las quesadillas, las tortas de la Luz o las floretas con miel, siendo así muy conocidos los dulces de las monjas jerónimas del Convento Nuestra Señora de la Salud de Garrovillas de Alconétar.

Cada vez están más latentes en el territorio la producción y consumo de productos ecológicos con la presencia de varias empresas que han apostado por la elaboración de diferentes productos alimenticios y de uso estético como mermeladas, aceites, bálsamos, cremas hidratantes,… la producción de hortalizas y frutas en huertos ecológicos.

Un sinfín de sabores y olores componen la cocina de Tajo Salor Almonte, todo un deleite para los sentidos, que sin duda dejará un sabor imborrable en su paladar.